4 de abril de 2009

Lenta velocidad...

Los días pasan lentos, y las miradas lo hacen más aún. Sólo las historias cruzan vertiginosas, frías sobre la piel, aún quemándola. Espiando a alguien en el andén del metro, o sospechando que una mueca lanzada desde una ventana cruza la ciudad, cuando no el mismo océano. Desconcertado con mi silencio, que no es más que un muro indestructible, que no es más que el dique robusto contra un oleaje que ya no sé manejar, que olvidé quizá cómo hacer que llegue a esa playa que se llena de arena y de olvido frente a mi mirada inmóvil. Cien mil personajes arañan mi estómago con sus lanzas, pero mi piel es una dura corteza de involuntaria quietud, y se hunden inermes poco a poco en el pozo de esta primavera frente a la que siento un cristal espeso de indiferencia... de cruel indiferencia.

8 comentarios:

pe-jota dijo...

Dicen que no hay mayor desprecio que no hacerle aprecio, creo que en eso pensamos igual, para que ser voceros de aquellos que no dañan o mejor dicho que pretenden hacerlo. La vida hay que saborearla a sorbos lentos como el lujo que es.

Y tu si que eres un lujo, jejejejejeje

senses or nonsenses dijo...

pues esta primavera estoy viviéndola como hace años, que había cuatro estaciones. es posible que debido a este largo invierno... muy atento a todas las señales. Que la vida iba en serio, uno lo empieza a comprender más tarde

un abrazo.

voy a dejar de comentar a estas horas, porque digo unas cosas...
menos mal que te puedo comentar a través del internet explorer. no sé si blogger me está boicoteando, si tengo jodido el mozilla. quiero un novio técnico informático.
eres lo peor, te echo de menos en mi post aniversario, el único "de los orígenes", tú me etendes, que ME falta.
mañana veré a Lira-

senses or nonsenses dijo...

a Lura!

tú me entiendes...

Martini dijo...

pasan demasiado lentos.. y las caricias demasiado rápidas

Maribel dijo...

La primavera nos puede provocar sentimientos opuestos, como dice Senses "después de un largo invierno" al que hemos sobrevivido, es mejor despertar para encontrar como retomar esa playa ... y controlar el oleaje ...
bellas palabras con sabor a melancolía, precioso ...
Un beso,
Maribel

GusPlanet dijo...

Me ha encantado el texto! (creo que te lo estoy diciendo muy seguido, mmmmmmmmmm) y mucho tambien la canción: bellísima melancolía y bello complemento atus post sobre Lisboa.

Creo que todavia estás 'inspirado' por los colores y sabores de esa ciudad, y nosotros tus lectores, te lo agradecemos !

DigitaL LoveR dijo...

Indiferencia... solo a la primavera? que NO a la vida!!!!! caray que seria un desastre

Argax dijo...

Bueno chico, veo que sigues con esa dureza de granito en las manos y en las ansias. La creatividad volverá.
No te metas demasiado para adentro que después está muy oscuro para volver a salir.

A lo mejor si vienes a vernos...

Un abrazo muy grande, muy grande. Sabes que te entiendo.