3 de octubre de 2007

De gatos...




Me perdí en las horas de la noche. Me perdí entre las calles que nunca retornan, porque no quería volver. Y todas las esquinas me trajeron de nuevo a ti. Cada paso que di, disuelto en aire, fue como la arena de una playa que no termina nunca, como la línea del horizonte que nunca se acerca, que permanece y que no existe, pero que siempre está ahí.
Y llego de nuevo, atravesando la misma puerta de siempre, herido como un gato callejero, brotando sangre entre mis pestañas, ausente sobre mis dedos tibios, usados, cercados de sexo y silencios. Llego y no dices nada, sólo acercas tus labios, como fraternales, y rozas apenas los míos. Huyes a tu espacio, esquivo, a mirar con atención el infinito que se extiende un instante aquí, alargando el mundo, estirando el deseo hasta casi quebrarlo en un hilo que se hace invisible para los demás. Hasta dejarlo áspero sobre las manos, agazapado a la hora del café, sediento de la lengua que inevitable se lanza envuelta entre tus inquietudes, deshecha en un océano salvaje que nos hunde y nos devuelve a la realidad, indescifrada detrás de tus ojos. Revuelta pero certera cada vez que la noche se queda, de repente, detenida junto a tu espalda.

24 comentarios:

luigi dijo...

No se porque, supongo que a causa de esa costumbre que dices tan mia de salir por peteneras, pero cuando te leo, muchas veces, me vienen a la memoría poemas de Cernuda, poemas como este:

Irías, y verías
Todo igual, cambiado todo,
Así como tú eres
El mismo y otro. ¿Un río
A cada instante
No es él y diferente?

Besos guapo!

Mart-ini dijo...

¿Algún día dejarás de superarte?

Me ha encantado y entiendo muy bien esa situación

David dijo...

Menos mal que no estabas inspirado...

Me deja inquieto. ¿Será Pilatos?

Carlitos Sublime dijo...

Muy bonito. Lo que ocurre es que leyendo lo tuyo y lo de tu nene, estoy como si me hubiera fumado un porro. Entiéndeme, son textos de ésos que enaltecen el espíritu y te elevan sobre tus plantas...

Shurrita, ¿¿¿has estado en Sevilla??? Porque no-re-cuer-doha-ver-te-vis-toooo... (dicho así, con tonillo...).

Besos, wapetón.

Carlitos, a quien ya no quieres ni un poquito (Gloria Fuertes, jeje).

salva dijo...

Niño me vuelves a dejar boquiabierto y sin palabras.
Poco más que decir.

Ben dijo...

Y llego de nuevo, atravesando la misma puerta de siempre, herido como un gato callejero, brotando sangre entre mis pestañas, ausente sobre mis dedos tibios, usados, cercados de sexo y silencios

Tanto dolor y tanta pasión en una sola oración. Me fascina!

Besos muchos

gatchan82 dijo...

me has dejado desconcertado y sin saber qué decirte.
ya hablaremos en persona, que me va haciendo falta.

beso.

Cvalda dijo...

"Cada paso que di, disuelto en aire, fue como la arena de una playa que no termina nunca, como la línea del horizonte que nunca se acerca, que permanece y que no existe, pero que siempre está ahí."

Sencillamente genial :)

CRISTINA dijo...

Qué bonito!!!
Y qué triste...

Un beso

*no he podido escuchar la canción, no iba el enlace...ohhhhh*

antonello dijo...

Que forças psiquicas e emocionais nos leva sempre ao eterno retorno? A vida é um arriscar constante, sabemos. Devia ser sempre um recomeçar, mas é tão bom ter "sempre" um ombro em que nos podemos abrigar...protegermo-nos das nossas inquietudes...os teus textos emocionam... bj

Javier Herce dijo...

Qué bonito!
Bueno, pues ya estoy instalado. Ahora un pequeño periodo de adaptación, y como si hubiera nacido aquí, jajajajaja.

Luís Galego dijo...

beleza e mistério, são os adjectivos mais adequados a tudo quanto escreves,este texto não é excepção, meu caro amigo...

pe-jota dijo...

Siempre damos vueltas, siempre intentamos ir hacia otra parte, intentamos descubrir, no se bien que nueva aventura, pero siempre regresamos a nuestro refugio, cansados, dolidos y culpables.

pon dijo...

Los gatos callejeros se enroscan y se lamen las heridas, y cuando curan salen a los tejados otra vez, buscando otra esquina.

Habibi dijo...

es lo más bonito que has escrito últimamente (mi opinión).

ekiots dijo...

lo que describes me engulle y al mismo tiempo me genera cierta desazón... pero me gusta... quizá porque a veces hemos sentido o pasado por algo similar...
besos...

Senses & Nonsenses dijo...

te lo han dicho todos... im-presionante.
tú sí que debías hacer algo con estos escritos.

un beso.

Vulcano Lover dijo...

Luigi

En fin, te recuerdo que Cernuda son palabras mayores... Al final no te veré?
Besos

Mart-ini
No me saques los colores, anda...
Muchos besos

David
Pues no, no estaba inspirado... Pero al final la inspiración es tan extraña y tan esquiva como repentina.
Besos inquietos y pilat-ianos.

Carlitos.
Igual sí que te has fumado un porro, shurry. No sé de qué me hablas... Tuno sabes quien es el amante del volcán ni si tiene nene ni si escribe... ya sabes que aquí escriben otros...
Por cierto, sí, sí que estuve, pero me dijeron que no podías quedar.. al final no sabe ya uno si fiarse de lo que le dicen o no...
Besos.

Salva
Anda, pues cierra la boca que no es para tanto.

Ben
Muchos Besos... gracias.

Gatchan
Desconcertado??? Bueno, ya hablaremos... Te echo de menos, guapo.
Bicos.

Cvalda
Gracias por la visita... Ando un poco liado, a ver si te visito yo con más calma... Para cuándo el cineclub?? que a este paso vamos a estar jubilados ambos dos... He dejado una propuesta en el blog de huguito, a ver qué te parece.
Besos.

Cristina
No te creas, no es tan triste en el fondo... La música es una música de estas inquietantes de Priesner...
Besos

Antonello.
Obrigado... sempre me dizes coisas tão lindas!!! Não posso evitar ser um gato (com ombro onde me refugiar...)
Beijos.

Javi
AL final creo que no me voy de puente, pero sí que me voy el finde... Hablamos para vernos.
Besos.

Luis Galego
Não ha tanto mistério em verdade...
Beijos, onde estás?, há tempo que nem te vejo nem falamos...

Pe-jota
Bueno, este gato yo no lo veo muy culpable... claro que su dueño no cree mucho en las culpas.
Besos.

Pon
Tal como lo describes... son un poquito incorregibles, me temo.
Un beso

Habibi
(viniendo de quien viene) la verdad que es el halago más grande que me han hecho en mucho tiempo.
Un beso grande grande (a)

Ekiots
La de los gatos es una raza mucho más grande de lo que se dice por ahí. Y todos hemos tenido comportamientos felinos alguna vez.
Un beso... seguimos sin conexión...

Senses.
Ja, ja, ja... los cuelgo aquí... Sé que tengo buenos lectores (y benevolentes).
Búscame un editor y lo vemos...
;-P
Pero dame un beso antes, anda.

CRISTINA dijo...

Vulcano, sobre tu post anterior:

estrenaron el viernes pasado "Les témoins" (a pesar de ser Los REnoir la ponían traducida)

como tenía ganas de oír francés la dejé de momento y fui a ver "La ciudad de Silvia"

aunque tiene fotos preciosas y un sonido exquisito, me pareció un ladrillo total

hasta hoy no he podido volver al cine

hoy voy a ver la de tu post y ¡¡¡¡ya la habían retirado!!!

añdlfjañeiruqpwoi reqrqeiwrqeiw

pon dijo...

Vulcano, ¿puedo enlazarte?. Esto de saltar de tejado en tejado para verte es tontería.

un-angel dijo...

Que intensidad de texto...
Adoro los gatos. Nadie como ellos sabe llevar con tanto estilo y dignidad una vida de palos y desdicha. No pierden la elegancia ni el orgullo en la mirada por mal que vayan las cosas. Quizás porque creen que lo están haciendo bien y piensan que, al final, recibirán su recompensa...¿de donde sacan esa confianza en si mismos?...vidas de peligro, sexo y aventura...en mi siguiente reencarnación, me pido ser gato.
Un besote.

No Somos Petruccis dijo...

detenida junto a tu espalda....


muy guapo el final

Gato Nocturno dijo...

¡Hola!
Ese patio me suena, ahí he estado yo... ¿es la Casa de Pilatos? ¿O la casa de la condesa de Lebrija? De Sevilla sí sé que es seguro.
Salud y Libertinaje

Vulcano Lover dijo...

Pon
Claro que sí, amiga... Yo es que estoy muy perro con los enlaces, pero taengo también que hacer una restructuración. Será todo un honor.
Besos.

Un-ángel
los gatos somos un poco inexplicables, pero aunque sea con dignidad, también sufrimos mucho.

No somos petruccis.
Gracias por la visita.
Un abrazo.

GAto.
Sí, es Sevilla. Tú bien sabes de Sevilla y de gatos.
Besos felinos.