16 de agosto de 2007

Armas de libertad

A pesar de que la palabra arma no case mucho con la palabra libertad, la histórica escasez de la segunda ha hecho que debamos emplear la primera para destacar que frente a los poderes establecidos y la falta de conciencia de muchos, la defensa de la libertad mediante algún elemento de "ataque" es necesaria. En este caso, la defensa de la libertad pasa por un primer examen en el que reflexionar sobre el significado de la misma. No podemos defender lo que no comprendemos o comprendemos mal.

LIBERTAD: 1. f. Facultad natural que tiene el hombre de obrar de una manera o de otra, y de no obrar, por lo que es responsable de sus actos (D.R.A.E.)

Por lo tanto, asumiríamos que es lícito luchar contra el hecho de que a uno no le dejen actuar, responsablemente, de la manera que le apetezca. Un examen de conciencia más estrecho nos llevaría a reflexionar si en nuestro comportamiento diario coartamos a los demás a actuar así, como se define. Y seguramente nos sorprenderíamos de ver en cuántas ocasiones somos nosotros mismos los que negamos, impedimos o juzgamos actos de libertad de otras personas. Yo mismo lo hago muchas veces sin ser consciente, a pesar de que siempre defienda que cualquier relación con el resto del mundo debe nacer de un principio de libertad mutua. Supongo que el yo sentimental y todas sus imperfecciones y debilidades nos llevan hacia esta incoherencia. A pesar de ello (o precísamente por ello) soy partidario de defenderla y de luchar contra los que la impiden indiscriminadamente.
Se dice que hoy en día vivimos en un mundo en el que cada vez hay más libertad. Yo no pienso así. Pienso que caminamos hacia un mundo donde cada vez más los poderes nos dan más comodidades materiales, que nos relajan de alguna forma, pero nos ofrecen a cambio una realidad cada vez más estrecha, más dirigida (incluso en su propia autocrítica) y con tal grado de manipulación que la evasión de la realidad y la inserción en una realidad alternativa es prácticamente inevitable. Los medios de información y de opinión (tradicionales creadores de crítica y de reflexión de la realidad) conforman oligopolios donde las opiniones están simplificadas (a veces hasta puntos que constituyen una verdadera tomadura de pelo para cualquier persona) y son vendidas como un producto de consumo más.
La irrupción del mundo de los blogs y su uso para verter opiniones o crónicas de la realidad cotidiana personal y/o colectiva han supuesto un pequeño (pero consistente) balón de oxígeno para las mentes críticas y han conseguido que la libertad se filtre poco a poco, de manera honesta, a través de la red. Ya sea para hablar de política, literatura, vida diaria, o incluso frivolidad. Lo importante es que cada uno cree un espacio en el que hacer lo que le viene en gana sin ofender, vejar ni perjudicar a nadie. Libertad de creación, libertad de crítica y libertad de lectura, pero de manera responsable.
Por eso, me duele mucho ver lo que ha sucedido en Egipto, donde dos blogueros han sido detenidos por expresar opiniones que el gobierno de ese país no comparte y por denunciar hechos intolerables e indignos de un país que se considera democrático. En el enlace de la noticia, de Reporteros sin Fronteras, podéis firmar la protesta oficial que esta organización elevará al gobierno egipcio.
Sí, intolerable que ocurran estas cosas. Y sin embargo, en su pequeña pero importante medida, veo a diario estos comportamientos en algunos de los blogs que visito. Falta el poder para hacer daño, para destruir, pero no falta la motivación para obstruir a los demás el ejercicio de su libertad. Tampoco la falta de escrúpulos para transformar crítica en insulto o discrepancia en incipiente acto de dictadura moral. Me apena mucho ver que no somos capaces de ser responsables con la libertad y la crítica, porque todo lo demás que sucede, todo eso que incluso denostamos y contra lo que luchamos, en realidad, surge de ahí. Desde aquí mi sincera simpatía por aquellos que a través de la blogosfera son quienes son o quieres deciden ser, con responsabilidad.

14 comentarios:

salva dijo...

suscribo punto por punto todo lo que has dicho y parto de una premisa clara: el vivir en sociedad es un acto de limitación de la libertad de por sí, el respeto de lo ajeno la limita, y como todo derecho la libertad encuentra límite en otros.
Me indigna que se coarte la libertad de expresión ya sea en un país o en otros blogs, pero hay veces en que no nos queda más remedio que hacerlo porque a veces el uso de la libertad de expresión cae en la vejación, en el insulto y eso no se debe de permitir, porque el "uso" de un derecho no debe de confundirse con su "abuso", si algo que ves en un blog no te gusta lo mejor que puedes hacer es no leerlo o si tienes algo que decir intentar no insultar ni ofender, el problema estriba no sólo en el que comenta sino en el propio autor del blog que lo único que muchas veces pretenden es que la opinión de los demás coincida punto por punto con la suya y proclaman a los 4 vientos que respetan la libertad y las opiniones de los demás pero ¡pobre de tí si les contradices!.
La blogosfera no deja de ser un ejemplo de lo que sucede en la sociedad, porque no olvides que los blogs como cualquier otro medio de información pueden también manipular, distorsionar la realidad porque el blog es personal, es subjetivo y esa manipulación, esa distorsión de la realidad puede ser intencionada o no.
Junto a la noticia que describes de Egipto también hay otras noticias que dan que pensar como que el presidente de Venezuela se proclame presentar una enmienda en donde se reconozca el derecho a ser reelegido indefinidamente de por vida ¿eso es ejemplo de buen uso de libertad?.

Bueno no me rallo más!!!!!!!!!,.

antinoo libre dijo...

Estoy de acuerdo con lo que dices.
A esta ausencia de libertades reales junto a las importantes desigualdades sociales que persisten me refería ayer cuando hablábamos de la distancia entre la sociedad que imaginaban los que protagonizaron la contracultura en los 60, quienes impulsaron la transición española desde la izquierda o quienes votaron el primer gobierno socialista, y el mundo que hoy tenemos. Igualdad y libertad teórica, pero en la práctica, simplificación del discurso, ignorancia generalizada, falta de respeto en las formas y en las prácticas, individualismo, consumo y especulación convertidos en dioses, y lo de siempre, mucha información pero poca reflexión y conciencia crítica.
De alguna forma, la gente que emplea malos modales o un estilo agresivo en un debate, en un Chat, en un foro o en un comentario está coartando la libertad del otro a la hora de expresarse y no está ejerciendo la responsabilidad de escuchar antes de opinar, y sobre todo no está respetando el derecho del otro a pensar diferente y a manifestar esa opinión. Aquí creo que empiezan ya los atropellos a la libertad de expresión. En cuanto a las prácticas de los gobiernos autoritarios, siempre han existido y corresponde a los individuos que gozamos de un cierto margen de libertad ejercer de contrapoder.

Uno dijo...

Aunque parezca que no estoy, estoy. Entro, ojeo y marcho rapido por falta de tiempo, pero no me olvido de ti (ni de el).

Un besote a los dos.

Mart-ini dijo...

Me uno a tu reflexión!

Senses & Nonsenses dijo...

comparto esa idea del nuevo fascismo que nos venden los mass-media, la nueva moralidad de lo políticamente correcto que nos impone la tv, la construcción de un discurso homogéneo en el que las izquierdas y derechas sólo se diferencian ya en pequeños matices; el resto de discursos alternativos, o rápidamente el propio sistema los integra apoderándose de su esencia, o se minimizan infravalorando o ridiculizándolo (me chocó mucho al ppio. ver en blogs mexicanos como se burlaban del movimiento zapatista y del subcomandante marcos, a la altura de un bufón, mientras aquí significó la última utopía del siglo pasado) ...bueno que me enrollo.

respecto a los blogs, fíjate, pensaba que era el espacio ideal para crear nuevas utopías, sin censuras, el verdadero ejercicio práctico de la libertad de expresión. y será. pero como dice antinoo los gobiernos autoritarios, intentarán controlarlo, regularlo, o prohibirlo si no les gusta el mensaje ...y los democráticos nos controlarán, las páginas que vemos, lo que compramos por internet, nuestro correo, nuestra vida sexual. internet deja rastros. gran hermano nos vigila ...me vuelvo a enrollar

...pero -no sé si porque nuestros blogs son juguetitos inofensivos- echo de menos la crítica, por supuesto la autocrítica, el debate ...y si me apuras hasta el insulto (aunque sólo sea por provocar). en más de un año sólo me han pegado un toque de atención para corregirme una falta ortográfica. es cierto que se leen algunos comentarios faltones, casi siempre respaldados por el anonimato, y que pienso que esconden siempre algo personal. en cambio, lo más frecuente es complacencia, pelotería, clientelismo, auto-promoción y publicidad, asentir, secundar, sin ningún espíritu crítico. en fin... cosas que pienso, y que ahora en el desvarío me atrevo a decir.

te leí esta tarde, y esta noche en una terraza he estado pensando sobre el fascinante mundo de los blogs. aunque me los leo todos, no me gusta mucho comentar en estos posts metalinguísticos, metasociológicos, o no sé cómo llamarlos, sobre los blogs. ...pero aquí no podía faltar. además, será el primer tema que trataremos en nuestro café. no sé, espero haber podido aportado algo...

un abrazo.

luigi dijo...

Un tema para debatir largo y tendido. Bastante largo quizas, pero no muy tendido.
Mientras leia tu entrada me ha llegado un enlace donde cuentan que la CIA y el Vaticano modifican articulos en la wikipedia.
La libertad... en parte poder leerlo todo y saber quedarte con lo que te interesa. Poder leer entrelineas al fin y al cabo. Aunque esto quizas solo sea algo que hacen algunas mentes. Aborregados ciudadanos solo saben escuchar la Cope porque Federico dice lo que les gusta escuchar y otro tanto pasa con la Ser. Yo mismo a veces con Herrera en la Onda lo hago. ¿O no cuenta por saltarme las horas del debate politico en la cama y solo escuchar la parte más divertida?
No hay critica, ni opinión, y la educación cada vez es menor. Desde los sucesivos gobiernos (esta es mi libre opinion) lo unico que les ha interesado es ir aborregando más y más a los ciudadanos para poderlos manejar mejor. Algo que puede verse a veces en las manifestaciones de diversa indole, donde muchos acuden sin saber porque ni para que.
Hay un problema muy gordo, al menos desde mi opinion y sin insultar de incultura base, de faltas de conocimientos diversos. Quizas provocado por los años de dictadura donde la doctrina era una, y que no se ha tenido en cuenta despues por la simplificación de conocimientos impartidos.
No se... a veces me cabrea lo que veo y como lo veo (mi mundo nunca ha sido color rosa, o solo a veces). Y caigo en el insulto. Lo reconozco. Aunque también somos (en esta tierra) de insulto facil y vacio de contenido. Esos días la mala leche me hace crecer una vena en el cuello, y a veces directamente me voy a mi casa, me doy una ducha y me acuesto. Mañana es otro dia, con la misma mierda, pero otro dia...
En fin. Me callo. Que no escribo en mi blog y mira lo que suelto aqui, además sin coherencia ninguna. Si cuando digo lo de largo y tendido... jejeje.
Un beso fuerte! Libre!

pe-jota dijo...

Cada vez vivimos mas en un estado policial, un estado que ha hecho de la tergiversación y la manipulación una forma de poder, en la cual se anestesia al individuo a fin de que carezca de opinión propia, y de esta manera poder coartar su libertad en nombre de una supuesta seguridad. el papel que en su día ocupó la religión ahora ha sido tomado al asalto por las clases políticas que intentan perpetuarse en el poder. Esta es una situación que sobretodo se ha visto agravada tras los atentados del 11 de septiembre, atentados que no dejan de ser el resultado de una política de atropello sistemático de la comunidad palestina desde la creación del estado de Israel.En vez de buscar el equilibrio y la aproximación, se ha satanizado a unos para beneficiar a otros, cosa la cual ha reportado fuertes dividendos a las corporaciones transnacionales y al mercado de armas, y que ha sido rematada con una guerra que ha destruido Irak, antiguo aliado de occidente. Quedando en todo esto marginada completamente la opinión del ciudadano, la cual ha sido convenientemente manipulada o en su caso anestesiada. Pero claro todo es por nuestro bien. así que en estos momentos se nos da a elegir Seguridad o Libertad. aunque previamente ya se ha dirigido el debate para que este se decante por la seguridad, con lo cual nosotros mismos cedemos nuestra libertad ante unas continuas amenazas, las cuales nos han llevado a vivir en un perpetuo estado de sitio.

un-angel dijo...

No tenía ni idea de lo sucedido en Egipto...en cualquier caso es cierto que las libertades individuales suelen interferir con las libertades de los que nos rodean, en pequeñas cosas, pero ocurre. En esos casos convendrá apelar a nuestra bondad de corazón y saber cuando podemos transigir y cuando no debemos hacerlo... es tan complicado ser uno mismo y a la vez dejar ser a los demás...

Fenjx dijo...

hay gente vulcano
no somos tan pocos
lo que pasa es q a veces hacen falta muchas páginas
hasta que aparece ese personaje
gente que nos permite ser nosotros
sin filtro
que optimiza nuestras vidas
haciéndonos desear ser mejor persona
que pone su mano
o sus palabras en la distancia-cercania o en la cercanía-cercanía
sobre nuestro hombro
y de repente le añade un poquito más de sentido a todo
abrazos fuertes fuertes
hoy traigo sol en la piel
y dentro

Argax dijo...

De toda tu reflexión, que comparto en la mayoría de sus puntos, destacaría la idea de que el hombre no está preparado para los grandes conceptos o quizás son esos grandes conceptos los que no pueden ser aplicados a una vida simplificada.
Tu mismo lo comentas, dices que en ocasiones te sorprendes coartando la libertad de los demás, inconscientemente.
En este sentido me gustaría destacar otro gran concepto, otra palabra grandilocuente que día a día vaciamos de contenido, hablo del esfuerzo.
Debemos esforzarnos por ser conscientes de esos ataques a pequeña escala contra la libertad, los que ejecutamos nosotros y los que sufrimos.
Nos inculcan desde bien pequeños que debemos sufrir por nuestros objetivos en la vida, debemos trabajar para terminar unos estudios que nos permitan tener un trabajo, luchar por dinero que nos permita poseer cosas y personas. Esa es la acepción oficial de esfuerzo, la aplicación práctica y cotidiana.
Esforzarnos por objetivos que ni siquiera hemos elegido no nos hace más humanos. Esforzarnos por entender y no poner trabas a la libertad nos hace más libres. Va haciendo falta un giro radical de perspectiva.

No se a ustedes pero a mi de un tiempo a esta parte se me ha despertado un aterrador Horror Vacui.

Cagaito estoy.

Volcán, un saludo, es la primera vez que dejo algo en tu blog (no la primera vez que te leo). Paso a firmar (libremente) la petición que comentas.

Fran dijo...

La libertad es un concepto muy trivial, diría yo. En cierto modo y entre otros factores, uno se puede ver más o menos libre, o nada libre, claro, dependiendo del punto geográfico en que se encuentre, de la cultura, de la sociedad, de la educación recibida, de la política, de la circunstancias en que se inscriba la propia existencia, etcétera.
De cualquier forma, estoy muy de acuerdo con lo que has expresado.

Y bueno, ya sé que no viene a cuento, pero tengo que confesarte que aún estoy embobado con aquellas piedras naranjas...

Un abrazo Vulcano.

Naxo dijo...

Muchas veces nosotros mismos (y hablo por mi) repateamos nuestra propia libertad mordiéndonos la lengua, o haciendo cosas que realmente no queremos hacer, pero que parece que vienen impuestas o que nos hemos impuesto nosotros...
Por cierto, me han encantado las flores de tus cactus, que ahora mismo imagino que ya no estarán. Tu terraza es preciosa... Qué recuerdos.
Un beso

David dijo...

¿Facultad natural? Quizá el problema sea precisamente que hay quien considera a la libertad una simple concesión... Egipto, qué país tan hipócrita¡¡

luigi dijo...

Lo mismo si, lo mismo no, viene a cuento. Pero el otro dia una persona se quejaba de que tenia muchos problemas por ser directa y no tener pelos en la lengua. A lo que otra persona que no suele tenerlos tampoco le contesto que una cosa era ser directa y otra muy distinta no tener educación.
Hay un mar de por medio (expresión maruja).
Besos!